Recomendaciones para evitar el cáncer

En el Día Mundial Contra el Cáncer te contamos sobre los consejos que desde distintas áreas de la salud, recomiendan para reducir los riesgos de contraer esta enfermedad.

El cáncer es una de las principales causas de muerte en el mundo y, por lo tanto, una de las preocupaciones más grandes en tema de salud pública. Por eso el 4 de febrero se celebra el Día Mundial contra el Cáncer. Esta iniciativa es promovida por la Organización Mundial de la Salud, el Centro Internacional de Investigaciones sobre el Cáncer (CIIC) y la Unión Internacional contra el Cáncer (UICC). Y tiene como objetivo aumentar la concienciación y la prevención de esta enfermedad.

El cáncer se produce cuando se forman células anormales o cuando algunas células del cuerpo no se mueren y siguen creciendo de manera descontrolada. Y puede desarrollarse en cualquier parte del organismo. Desde el lugar donde inicia, el cáncer puede diseminarse a otras partes u órganos del cuerpo. Entonces se dice que hay una metástasis.

Lo importante es que siempre tengas presente que podés hacer mucho para evitar o combatir el cáncer, y eso tiene que ver con tus hábitos, básicamente, con tu alimentación y tu estilo de vida. Para librar cada día la batalla contra el cáncer, los especialistas ofrecen una serie de consejos y recomendaciones que podrían ayudarte.

  1. Mantenete activo(a)

La falta de actividad física y la obesidad están relacionadas con el cáncer. Las investigaciones científicas demuestran que las personas que practican actividades físicas corren menor riesgo de padecer ciertos tipos de cáncer (como el cáncer de colon, el cáncer de mama, el cáncer de próstata y el cáncer de pulmón).

  1. Llevá una dieta saludable, basada en el consumo de frutas y vegetales.

El Instituto Americano para la Investigación del Cáncer (AICR por sus siglas en inglés) recomienda que llenes dos tercios de tu plato con frutas, legumbres, granos integrales y verduras, que combinados entre sí multiplican sus propiedades individuales.

  1. Controlá la cantidad de alcohol que consumís.

El consumir bebidas alcohólicas en exceso está relacionado con varios tipos de cáncer, por ejemplo, cáncer del mama, hígado, del estómago y de la boca.

  1. Protegé tu piel de la luz directa del sol.

Usá un protector o bloqueador solar para limitar el efecto de los dañinos rayos ultravioleta y evitá exponerte al sol en las horas en las que brilla con más intensidad. Tené mucho cuidado con las camas de bronceado, que también se han relacionado con el aumento de los cánceres de piel.

  1. Dejá de fumar, evitá el humo de segunda mano y no uses productos con tabaco.

Se sabe que este hábito no sólo es la causa número uno del cáncer del pulmón sino que también puede influir en el desarrollo de otros tipos de cáncer (por ejemplo, el cáncer de la piel) así como también de otras enfermedades o condiciones que ponen en peligro tu salud.

  1. ¿Conoces tus factores de riesgo?

Esta información es muy importante para que puedas hacer los cambios necesarios lo antes posible para reducir tu riesgo de desarrollar la enfermedad. Además de los hábitos que mencionamos antes, la edad también es un factor de riesgo para muchos tipos de cáncer. Y tener algún antecedente en la familia que haya sufrido esta enfermedad aumenta las posibilidades de que también lo tengas en algún momento de tu vida (aunque no significa que vayas a desarrollarlo con seguridad).

Tené siempre presente que nadie está completamente libre de riesgo y que cualquier persona, sin importar el sexo o la edad, puede desarrollar cáncer. Por eso, unite vos también en la lucha contra el cáncer, empezá hoy mismo a adoptar hábitos saludables y no dejes de compartir esta información con quienes te rodean.

Fuente: vidaysalud.com