Perder peso es cosa seria no una moda

La pérdida de peso es una cuestión salud, por eso se debe tener mucho cuidado cuando en estas épocas cercanas a las temporadas de ponerse la malla, aparecen las dietas de moda con promesas de resultados inmediatos. Cuidá tu alimentación, consultá a un especialista.

Si estás tratando de perder peso la promesa de una dieta de moda (la de la sopa, la de la luna, ayunos, por ejemplo), puede resultar tentadora. Después de todo, ¿a quién no le gustaría librarse de los kilos de más de forma casi inmediata? Pero cuidado. Los resultados podrían durar poco y poner en peligro tu salud.

Perder peso requiere esfuerzo, paciencia y tiempo para que los resultados sean duraderos. Los planes drásticos (“crash diets” como se conocen en inglés), o los que eliminan a largo plazo los nutrientes que tu cuerpo necesita, no son la respuesta correcta para eliminar el sobrepeso. Es más, hasta pueden resultar peligrosos. Para proteger tu salud, tómate el tiempo para reconocer cuando se trata de una dieta de moda y no un plan serio, sobre todo consultá a un especialista que pueda orientarte y organizar un plan adecuado para vos.

La verdad detrás de la cortina de humo

¿Qué hay detrás de esa oferta maravillosa? ¿Funcionará en realidad? ¿Cómo saber si la dieta que estás considerando se trata de una dieta de moda? Estas son algunas señales a tener en cuenta:

  • La oferta es demasiado buena para ser verdad.
  • Ofrece resultados rápidos y dramáticos sin mucho o sin ningún esfuerzo.
  • Elimina alimentos que normalmente forman parte de una dieta saludable, como carbohidratos, algunas harinas o productos lácteos.
  • Se concentra principalmente en un solo alimento.

Algunas de estas dietas de moda incluso te presionan para que consumas un tipo de suplemento especial o que compres un producto determinado que te “garantiza” los resultados. Además, la mayoría pone muy poco énfasis en una nutrición equilibrada y balanceada y en el ejercicio regular como un hábito de vida.

Si la dieta que estás considerando tiene alguna de estas características o tenés el presentimiento de que es un plan que no podrías seguir para siempre por las privaciones que implica, entonces se trata de una dieta de moda y podría hacerte más daño que provecho en términos de salud.

¿Por qué no te benefician las dietas de moda?

Es cierto que puedes perder peso ¡y mucho! con una de esas dietas de moda. Y aunque perder el exceso de peso es siempre recomendable, la forma en que eso sucede es importante no sólo para que no lo recuperes unas cuantas semanas después, sino para que no dañes a tu organismo en el proceso. Para tener en cuenta:

  • Las dietas y regímenes basados en muy pocas calorías, menos de 1,200 diarias o las que requieren desintoxicación durante varios días, solamente logran una cosa: desacelerar tu metabolismo y privar a tu organismo de nutrientes esenciales. A la larga, recuperarás el peso perdido a base de líquido y masa muscular ¡con más grasa! Así comienza el efecto del yo-yo, el sube y baja que tanto te frustra y te perjudica.
  • Tu sistema inmunológico (de defensa) puede debilitarse haciéndote más vulnerable a infecciones en el medio ambiente. Y en el contexto de pandemia que estamos viviendo, es muy importante mantenerlas altas.
  • Cuando seguís una dieta de moda, corrés mayor riesgo de deshidratarte, tener alteraciones en los minerales (disminución del potasio, por ejemplo) y de sufrir palpitaciones. Incluso se puede llegar a afectar tu corazón, especialmente si realizás este tipo de dieta más de una vez, ya que pueden dañarse tus vasos sanguíneos.
  • La falta de nutrientes esenciales puede provocarte cambios en el cabello, la piel y las uñas.
  • Los cambios demasiado drásticos en la alimentación pueden, especialmente en los más jóvenes, convertirse en un trastorno alimenticio (como bulimia o anorexia nerviosa).
  • Las dietas de muy bajas calorías también pueden provocar cálculos en la vesícula biliar.

¿Realmente querés eso? Seguro que no. Entonces lo más lógico es buscar una forma más segura y saludable de perder peso. Tené presente que tu plan ideal lleva tiempo.

Consultá con nuestros especialistas para llegar a tu objetivo de una manera saludable y permanente.

 

Fuente: vidaysalud.com