Vacaciones… ¿Qué hacemos con los chicos?

Tanto para los padres como para los niños es momento de jugar y divertirse. Un tiempo necesario para recuperar energía y resetear las neuronas. Fundamental para chicos y grandes pero… ¿Qué hacer y cómo mantener rutinas divertidas y disfrutar en familia?

Tanto para los padres como para  los niños es momento de jugar y  divertirse. La palabra vacaciones,  tiene su origen en el vocablo latino vacatio que significa tiempo de  vaciamiento. Es decir, vaciarse de  las rutinas de todo el año. Por este  motivo, este lapso tendría que ser  un espacio para alejarse de la vorágine, de las obligaciones, y de las exigencias de la rutina. Es saludable y necesario.

Lo primero que cambia en este  período son los horarios de la casa: existe una mayor flexibilidad.  Hay que dejar que los chicos descansen, sobre todos los primeros  días de vacaciones, pero evitando  que se desvelen y que el sueño  pierda su regularidad.

Los chicos tienen meses libres de obligaciones pero para muchos padres esto genera un sin fin de complicaciones. Pero en principio hay que comprender y hacerles entender a los niños que las vacaciones implican un receso en las responsabilidades, un descanso.

Entonces, ¿cómo pasar las vacaciones?

Se acabó la escuela y se acabaron las obligaciones para los niños. Esto quiere decir que a menos que vayan a una colonia de vacaciones o algo similar, estarán en casa durante un largo período. Para los niños suele ser un tiempo muy especial, además de que implica cero obligaciones, porque es tiempo en familia.

Ahora bien, algunos padres se agobian un poco ante la perspectiva de verse con tanto tiempo por delante sin saber demasiado qué hacer con los chicos. Sobre todo porque no siempre el período de sus vacaciones coincide con el tiempo de vacaciones de sus padres.

Por eso, recopilamos algunas ideas que distintos blogs y sitios recomiendan para disfrutar el verano de vacaciones. La mayoría son más que plausibles, muchas se pueden hacer varias veces durante el verano y algunas pueden hacerse en un mismo día. Otras, pueden ser más complicadas por infraestructura, capacidad o posibilidades que haya en el contexto.

  • Guerra de agua, con amigos y con toda la familia cuando hace calor es una linda manera de pasar el tiempo.
  • Pintura de dedos, y por qué no al aire libre y con grandes superficies como el revés de las cajas vacías o el piso del patio.
  • Burbujas, hay métodos y técnicas muy variadas y divertidas para experimentar.
  • Jugar a la búsqueda del tesoro, largas horas pueden pasar o grandes estrategias pueden tramarse con pistas y postas. Lo mejor es que puede jugarse tanto solo como de a muchos.
  • Aprender origami. Hay muchas técnicas y figuras sencillas que los niños pueden emprender y a los grandes les va a encantar.
  • Hacer un pic nic. Por qué no un día cualquiera y porque sí, ¡porque es verano!
  • Cocinar en familia, siempre hay algo que se pueda hacer aún con los más chiquitos desde una piza hasta helados de jugos de fruta.
  • Grabar un video, está muy de moda entre los chicos jugar a ser youtubers, será responsabilidad de los padres el destino de ese video pero para ellos es divertidísimo poder mirarse.
  • Hacer un campamento en el patio de casa y dormir bajo las estrellas.
  • Ir al cine, todo el año es una buena opción y en vacaciones con muchos amiguitos mejor.
  • Volar un barrilete, incluso construirlo no es tarea difícil que pueden hacer los chicos.
  • ¡Una fiesta de disfraces de todo un día! Hasta los grandes pueden vestirse todo el día con su traje favorito.
  • Salir a pasear en bicicleta, es una actividad muy saludable y además es divertida.

No ayudan a llenar todo el tiempo de todos los días, eso tendrá que hacerse con un poco de la creatividad de cada uno, pero sin duda sí ayudarán a pasar un buen rato con los niños. Y para ellos será un desafío diario, expectantes por la propuesta divertida del día o del fin del semana. Ratos de esos que podrán recordar mucho tiempo y podrán retomar actividades asegurando que en vacaciones: “disfruté a tope con papá y mamá”.

Fuente: pregon.com.ar; mamaalaultima.blogspot.com.ar